Día de la Bibliotecaria

El 13 de septiembre festejamos en Argentina el día del bibliotecario gracias al congreso de Bibliotecarios reunidos en Santiago del Estero en el año 1942. La determinación de ese día  se remonta al año 1810, fecha en que apareció en la Gazeta de Buenos Aires, un artículo titulado Educación, escrito por Mariano Moreno, en el que informaba acerca de la creación por la Junta de Mayo, de la Biblioteca Pública de Buenos Aires, y se exhortaba a los vecinos a donar libros. Es la institución que hoy se conoce como Biblioteca Nacional.

 BIBLIOTECARIO
NO ES: Un cuidador, un centinela, un simple preservador y acomodador de libros.
 No es un guardia de cementerios. Ni un vigilante de depósitos. Ni un dependiente de almacén.

ES: Un mediador, un gestor, un animador social obsesionado por hacer llegar el libro y los otros documentos a la gente.
Es un dinámico agente social, cuya función constituye un imprescindible servicio para todos aquellos que buscan la lectura a través de una tarea integradora que persigue su suministro, orientación y estímulo.

(Anónimo).